Nevus displásico

Lunares y pecas

Información sobre lunares, pecas, melanomas, halo nevus ...

¿Qué son los nevus atípicos?

Los nevus atípicos son lunares o nevus melanocíticos con características inusuales.

Los nevus atípicos pueden parecerse a melanomas malignos (lunares cancerosos), pero en realidad son inofensivos. Otros nombres para los nevus atípicos incluyen nevus de Clark y lunares BK.

Hay básicamente dos tipos de nevus atípicos, los que se producen esporádicamente y los nevus atípico de carácterer hereditario.

Nevus displásico

¿Qué hace aparecer un nevus atípico?

El término nevus atípico a veces se utiliza para referirse a cualquier lunar de aspecto atípico. Sin embargo, en sentido estricto, un nevus atípico se define como un lunar que tiene al menos 3 de las siguientes características.

  • Un tamaño mayor a 5mm de diámetro.
  • Los bordes mal definidos o borrosos.
  • Márgenes irregulares que resulta en una forma inusual.
  • Con diferentes tonalidades de color (en su mayoría de color rosa, beige, marrón y negro).
  • Planos y con baches.

Nevus atípico esporádico

El nevus atípico esporádico afecta principalmente a personas de piel clara con pelo claro y con pecas, especialmente si se exponen con frecuencia al sol.

Los nevus atípicos pueden desarrollarse en cualquier momento durante toda la vida, pero la mayoría de ellos se desarrollan durante la infancia, por lo general dentro de los primeros 15 años de vida. Por lo general, las personas con nevus atípico esporádico tienen entre nueve y cincuenta y nueve lunares.

Nevus atípico familiar

El nevus atípico que es genético puede ser parte del síndrome LMFM. LMFM es una abreviatura de Lunar Multiple Familiar y Melanoma.

Las personas con síndrome de LMFM deben tener lo siguiente:

  • Uno o más familiar de primer grado o segundo grado con melanoma maligno.
  • Un gran número de lunares (a menudo más de 50) y algunos de ellos ser un nevus atípico.
  • Un nevus displásico en la histopatología.

El síndrome LMFM se conocía anteriormente como "el síndrome de nevus displásico". Las personas con síndrome de LMFM pueden tener varios cientos de nevus atípicos.

¿Qué son los nevus displásicos?

Los nevus clínicamente atípicos son a veces llamados nevus displásicos, pero esto es un término que se utiliza mejor para una apariencia microscópica específica. Sólo una minoría de los lunares clínicamente atípicos cumplen criterios microscópicos de nevus displásicos. La displasia puede ser leve, moderada o grave. Criterios patológicos distintivos de un nevus displásico se enumeran a continuación:

  • La lesión puede ser un nevus de unión o con más frecuencia un nevus compuesto (las células se encuentran en la unión epidermodermal y dentro de la dermis).
  • Las células nevus forman una fila a lo largo de la unión dermo-epidérmica (llamado proliferación lentiginosa), con o sin células nevus en nidos.
  • Estos nevus suelen ser irregulares en tamaño y forma y pueden "crear puentes" es decir unirse entre ellos.
  • Las células pueden ser de aspecto extraño es decir, tienen atipia citológica y pueden ser en forma de huso (alargada) o epitelioides (parecido a los queratinocitos epidérmicos).
  • Puede haber fibrosis o cicatrización en la dermis.
  • Las células inflamatorias pueden infiltrarse en la lesión.
  • Los vasos sanguíneos asociados pueden aumentar en número o agrandarse.

El melanoma maligno a veces puede surgir dentro de un nevus displásico.

Artículos relacionados con Nevus displásico