Lunar con relieve

Lunares y pecas

Información sobre lunares, pecas, melanomas, halo nevus ...

Los lunares son lesiones comunes de la piel, conocidas científicamente como nevus melanocíticos.

Los lunares son inofensivos en la naturaleza a pesar de estar compuesto por células de la piel anómalas. En algunos casos puede suceder que algunos lunares más grandes pueden transformarse en melanomas malignos, es decir en lunares cancerígenos.

Estos lunares pueden ser planos o tener relieve, sobresaliendo de la piel.

Lunar con relieve

Los lunares son más oscuros que la piel circundante y pueden ser de color rosa a marrón oscuro o negro. Su tamaño puede variar de milímetros a varios centímetros de diámetro. Pueden ser planos o con relieve.

Causa

En la mayoría de los casos los lunares están presentes desde el nacimiento. Sin embargo, pueden aparecer en cualquier momento. Esto sucede sobre todo a los adolescentes y adultos jóvenes, ya que están expuestos al sol por más tiempo. La exposición prolongada puede conducir al desarrollo de nuevos lunares o a la evolución de los ya existen.

Tratamiento para un lunar con relieve

Los lunares con relieve se pueden eliminar con una técnica llamada biopsia por raspado. El lunar es literalmente cortado de la piel usando un escalpelo. Si el procedimiento no es 100 % exitoso, quedará una pequeña cicatriz o una zona oscura donde el lunar fue extirpado.

La mayoría de los lunares son inofensivos y seguros para el seguimiento clínico. Sin embargo, el tratamiento puede ser necesario en las siguientes circunstancias:

  • Un lunar que está dando señales de advertencia de posible malignidad, ya que ha sangrado, tiene una forma inusual, está creciendo rápidamente, o ha cambiado de color de forma notable.
  • Un lunar que se irrite por la ropa, peine, o una navaja se puede quitar para evitar la irritación continua.
  • Un lunar que es antiestético puede ser quitado por razones estéticas.

El tratamiento de un lunar con relieve consiste normalmente en un procedimiento simple. Después de adormecer la piel, el médico extrae la parte saliente del lunar con unas tijeras o un bisturí. El médico envía generalmente la porción quitada a un laboratorio para su examen microscópico. La herida se cura dando lugar a un lunar plano, pero el color seguirá siendo el mismo. Por regla general, los lunares oscuros dejan manchas oscuras.

La destrucción completa de un lunar requiere la eliminación de todo el espesor de la piel. La cicatriz resultante es casi siempre más grande que el diámetro del lunar y puede dejar la piel sensiilizada. Por esta razón, la eliminación completa del lunar por razones estéticas depende de la ubicación del lunar y el probable resultado final de la escisión. En algunos casos, dejar el lunar sin tratar es la opción más prudente.

En ocasiones en los lunares, puede crecer pelo grueso que se puede eliminar de forma segura con el afeitado, o depilación. La eliminación permanente del vello, que tiene raíces profundas en la piel, requiere de la electrólisis o la escisión quirúrgica completa del lunar.

Cómo quitar lunares incrustados

Cuando se tiene un lunar muy profundo dentro de la piel la eliminación es más complicada. La piel tiene que estar completamente pelada para que el lunar este totalmente expuesto y entonces sólo se puede extirpar el tejido anormal. Como el procedimiento obliga a la eliminación de parte de la piel, la cicatriz es más frecuente. En algunos casos, la cicatriz puede ser aún más notable que el propio lunar.

No importa lo que elijas, debes asegurarte de tu elección y darte el tiempo suficiente para reflexionar sobre si es la mejor opción que puedes hacer.

Inofensivo o malignos, todos los lunares merecen un segundo vistazo (la opinión de un profesional) y si es necesario un tratamiento adecuado.

Artículos relacionados con Lunar con relieve